País Suiza

Público Jóvenes | Adultos

Recomendación +12 años

Duración 90 minutos

Idioma Inglés, francés y alemán, con subtítulos en español

Fechas 4 de enero, 16.00h y 17.30h / 5 de enero, de 14.30 a 20.30 / 6 al 18 de enero, de 14.30h a 18.30h (excepto 7 y 14 de enero)

Lugar Nave

Temática Contingencia | Platea 19

Advertencia Esta instalación se recorre a pie

Sin ser frívolo, este viaje al mundo de la muerte no es ni siniestro ni sombrío. Es una invitación a reflejarnos en nuestra posteridad

Le Soir

La palabra alemana "Nachlass" se refiere a todos los bienes materiales e inmateriales que deja una persona que fallece. ¿Qué queda después de que morimos? ¿Cómo podemos escenificar nuestras memorias? El director suizo alemán Stefan Kaegi, miembro del colectivo teatral Rimini Protokoll, acompañó a ocho personas que decidieron preparar sus despedidas. El resultado es una instalación compuesta por ocho espacios inmersivos, donde a través de voces, objetos e imágenes, personas ausentes cuentan qué quedará de ellos cuando mueran. Un musulmán de Zurich organiza el regreso de su cuerpo a su Estambul natal, un banquero alemán reflexiona sobre su papel durante la época nazi, una empleada de 90 años se pregunta qué historia contarán sus fotos. Nachlass, instalación producida por el Théâtre Vidy-Lausanne, de Suiza, es un viaje emotivo, una reflexión sobre de la conciencia de la muerte, pero también un estudio sobre la herencia, los bienes materiales y la burocracia en torno a las defunciones. ¿Qué queremos legarle a las generaciones futuras, a nuestros seres queridos, a la sociedad que nos acogió? Con Nachlass, nos enfrentamos a nuestra propia mortalidad.

La presentación de Nachlass – Pièces sans personnes es parte de una alianza entre Fundación Teatro a Mil y Nave, Centro de Creación y Residencia, la cual se enmarca en el modelo de gestión colaborativo del Festival.

| Multimedia

Dirección

Stefan Kaegi

(Suiza, 1972)

Stefan Kaegi es un director de teatro documental y productor suizo-alemán, que en 2000 cofundó el aclamado colectivo Rimini Protokoll junto a Helgard Haug y Daniel Wetzel. Ha colaborado en varios proyectos con la escritora y directora teatral argentina Lola Arias, entre ellos, Ciudades paralelas, un "festival portátil" centrado en intervenciones urbanas. Su acercamiento al teatro no es tradicional: sus trabajos se caracterizan por representar una realidad en escenarios poco convencionales, como la calle, un bus o un edificio público, acercándose a la performance y creando experiencias teatrales complejas. En 2011 ganó el León de Plata de la Bienal de Venecia.

Dirección

Dominic Huber

(Suiza, 1972)

Dominic Huber es un director y escenógrafo que trabaja especialmente espacios que no solo están pensados para una audiencia específica, sino para que grandes grupos de individuos vivan una experiencia teatral particular. Su trabajo se orienta a crear un sentido de realidad aumentada, expandiendo las maneras de apelar a los sentidos mediante la manipulación artística de espacios y situaciones. Desde 2008 colabora regularmente con Stefan Kaegi y Lola Arias, y con Rimini Protokoll ha desarrollado múltiples instalaciones escenográficas multimedia.

Théâtre Vidy-Lausanne

Centro de creación para el teatro francófono ubicado en la Suiza romanda, en la ciudad de Lausana. Se caracteriza por ser un lugar consagrado a la creación contemporánea que desde su creación, en 1964, ha fomentado el diálogo cultural en torno a las expresiones artísticas, coreográficas y teatrales latinas y germanas, abarcando lenguajes como la danza, el cine, el teatro, música y artes plásticas. Desde 2013, bajo la dirección de Vincent Baudriller, la programación oscila entre proyectos de artistas internacionales renombrados y de creadores suizos jóvenes, en vistas a apoyar a las nuevas generaciones. Durante el período marzo-abril, se celebra el festival Programme Commun de artes escénicas, en colaboración con el centro artístico l’Arsenic.

Concepto Stefan Kaegi y Dominic Huber | Texto Stefan Kaegi | Escenografía Dominic Huber | Video Bruno Deville | Dramaturgia Katja Hagedorn | Asistentes de creación Magali Tosato, Déborah Helle | Asistente de escenografía Clio Van Aerde, Marine Brosse | Concepción técnica y construcción Théâtre Vidy-Lausanne | Producción Théâtre Vidy-Lausanne

  • Stefan Kaegi es una de las figuras esenciales de la escena teatral contemporánea, quien junto a su colectivo Rimini Protokoll ha desarrollado un trabajo que se centra en expandir los recursos del teatro hacia perspectivas inusuales que buscan abordar la realidad de múltiples maneras, usando el arte en vivo, el teatro y la instalación. Sus proyectos involucran investigaciones exhaustivas y procesos de creación de largo aliento, y a menudo se considera a Rimini Protokoll como los inventores de una "nueva ola" dentro del teatro documental. Esta será su tercera visita a Chile.

  • Nachlass es un acercamiento sensible a un tema difícil de abordar como es la muerte, la única experiencia de la que no existe una dimensión testimonial. Frente a ese dilema, explica Stefan Kaegi, "Nachlass es un intento de ser testigos, no de la muerte en sí misma, sino del viaje que cada uno de nosotros se verá obligado a tomar tarde o temprano". Según el creador, las preguntas en torno a las que gira esta instalación son ¿cómo puede hacerse presente la ausencia? ¿Cómo se puede contar la historia de una historia que ha terminado?

  • Este proyecto es el fruto de una investigación larga y documentada: Stefan Kaegi y sus colaboradores pasaron dos años en centros de cuidados paliativos y hospitales, en laboratorios de investigación científica y funerarias, en hogares de ancianos y centros religiosos, entre médicos forenses, neurólogos y abogados, para quienes la muerte es una preocupación constante. De la misma forma, encontraron personas que eligieron por diferentes razones prepararse para su fallecimiento y tomaron esos casos para crear esta pieza única sobre cómo ideamos lo que podría llamarse la "vida después de la muerte".

  • La puesta en escena de este proyecto fue cuidadosamente diseñada: son ocho habitaciones, cada una dedicada al Nachlass (herencia) de una persona, compuesta de objetos, audio o testimonios en video. Los espectadores ingresan al espacio central de la instación en grupos de 8 personas cada 15 minutos. Desde ese momento, cada espectador elige libremente su ritmo y el orden en que quiere visitar las piezas.

  • En palabras del dramaturgo francés Eric Vautrin: "las habitaciones sirven como umbrales entre presencia y ausencia, entre vida y muerte, y proveen un acercamiento sensible a una de las experiencias humanas verdaderamente indescriptibles. Así, un momento excepcional de premonición teatral se vuelve posible. Nachlass está dirigida a los vivos, como un recordatorio de que los muertos no desaparecen cuando mueren".
  • Instalación artística. Se trata de un género del arte contemporáneo en el que se privilegia una idea por sobre los aspectos formales, es decir, el montaje y la forma de la obra están al servicio de un concepto particular que el artista desea explorar. Para ello se utilizan objetos, se intervienen espacios y se ordenan elementos —que pueden ser una infinidad de medios físicos, visuales o sonoros, como la fotografía, el video o la performance— para generar ciertas reflexiones o sentimientos en el espectador. Stefan Kaegi y Dominic Huber utilizan en particular el concepto de instalación escénica para describir Nachlass, para describir así un proyecto en el que el público recorre un espacio y observa situaciones e historias que descubre a través de una participación activa.

  • Rimini Protokoll. Colectivo teatral suizo-alemán conformado por Stefan Kaegi, Helgard Haug y Daniel Wetzel. Desde su formación, a comienzos de la década del 2000 se han caracterizado por explorar el concepto de realidad y abordar sus facetas desde perspectivas inusuales. Sus proyectos mezclan teatro, intervención urbana y performance, y su sede actual es el reputado Theater Hebbel am Ufer (HAU) de Berlín. Se les ha descrito como "protagonistas y fundadores" de una nueva forma de entender y abordar la realidad desde el teatro, influyendo fuertemente en la escena teatral joven.

  • Stefan Kaegi y Chile. Se trata de la tercera visita de Stefan Kaegi a Chile. En 2015 llegó con Remote Santiago, una mezcla de "juego, audiotour y espectáculo" y adaptación de su creación realizada en varias ciudades del mundo, así, Santiago se convertía en una suerte de gran escenario y ponía sobre la mesa la creciente digitalización de la vida cotidiana. En 2017 regresa para crear junto al colectivo SonidoCiudad, con el apoyo del Goethe-Institut Chile y Fundación Teatro a Mil, AppRecuerdos, una aplicación que integra un audio-recorrido por Santiago armado en base a historias personales para crear una experiencia colectiva en que memoria y espacio urbano se fundían y daban a la ciudad dimensión narrativa y subjetiva. Actualmente disponible en Google Play y App Store.

  • Habitaciones. La instalación cuenta con ocho habitaciones donde se despliegan los Nachlass (herencia) de las siguientes personas:
  1. Jeanne Bellengi, exempleada de una fábrica de relojes, nacida en 1924 en Bellevaux y fallecida en Neuchâtel en 2016.
  2. Alexandre Bergerioux, diseñador gráfico retirado y pescador, nacido en 1971 en Ginebra, donde vive actualmente.
  3. Gabriele von Brochowski, exembajador de la Unión Europea en África, nacido en 1936 y quien vive hoy entre Bruselas y Gordes.
  4. Prof. Richard Frackowiak, antiguo director del Departamento de Neurociencias del Centro hospitalario universitario de Vaud, en Lausana. Nació en 1950 en Londres y hoy vive en París.
  5. Nadine Gros, secretaria jubilada, nació en 1947 y murió en 2015. Vivió en Maxéville, Francia.
  6. Michael Schwery, ingeniero y practicante de salto BASE, deporte extremo. Nació en 1971 en Zurich y vive en Wallbach, Suiza.
  7. Celal Tayip, comerciante jubilado, nacido en 1938 en Estambul. Vive en Zurich.
  8. Annemarie Wolfarth, correctora de textos jubilada (1928-2017) y Dr. Günther Wolfarth (1922-2018), expresidente del Consejo del Banco de Baden-Wurtemberg, nacido en Stuttgart.

  • Teatro documental. Sus orígenes se remontan a la segunda mitad del siglo XX, cuando comienza un interés por llevar a escena temáticas políticas e históricas, difuminando así los límites entre ficción y realidad. Esta vertiente teatral se caracteriza por trabajar no sólo con documentos, sino con testimonios recogidos, con lo cual se rescatan no solo los hechos en sí, sino también se les entrega una dimensión más íntima, emotiva y personal a las historias.

  • Biodrama. Este concepto se refiere a una dramaturgia creada a partir de la biografía. Según la directora teatral argentina Vivi Tellas, una de las creadoras del término, se trata de la exploración de la biografía, propia o ajena, como posible material escénico. A diferencia del teatro documental, no se trabaja con textos ni documentos, sino con experiencia personales de individuos vivos.

«El teatro documental de Stefan Kaegi y Dominic Huber reúne testimonios recogidos durante dos años. Pero el más desgarrador es quizás el que nos impulsan a hacer, pues creamos nuestros legados a través de este proceso»

Les Inrocks

«Se siente un aroma a eternidad, pero no hay nada siniestro en el trabajo de Stefan Kaegi (…). En ocho habitaciones, ocho relatos que, en quince minutos, trazan el retrato de un fin deseado. Lloramos un poco, pero también reímos»

Le Temps

«Las fuerzas creativas de Rimini Protokoll permanecen fieles a su concepto, al dar un nuevo paso hacia extender el concepto de lo que es y constituye el teatro»

—Spiegel Online

Sin ser frívolo, este viaje al mundo de la muerte no es ni siniestro ni sombrío. Es una invitación a reflejarnos en nuestra posteridad

Le Soir

«El teatro documental de Stefan Kaegi y Dominic Huber reúne testimonios recogidos durante dos años. Pero el más desgarrador es quizás el que nos impulsan a hacer, pues creamos nuestros legados a través de este proceso»

Les Inrocks

«Se siente un aroma a eternidad, pero no hay nada siniestro en el trabajo de Stefan Kaegi (…). En ocho habitaciones, ocho relatos que, en quince minutos, trazan el retrato de un fin deseado. Lloramos un poco, pero también reímos»

Le Temps

«Las fuerzas creativas de Rimini Protokoll permanecen fieles a su concepto, al dar un nuevo paso hacia extender el concepto de lo que es y constituye el teatro»

—Spiegel Online

| Colaboran