País Chile

Disciplina Teatro

Público Adultos

Recomendación +18 años

Duración 60 minutos

Idioma Español

Fechas 11, 12 y 13 de enero, 20.00h, Teatro Sidarte | 16 y 17 de enero, 20.30h, Teatro Biobío

Advertencia Algunas corridas de asientos en el escenario

Los personajes de la obra, por más arquetípicos que se muestren en escena, desgarran y se desgarran (…) Un montaje de intensa atmósfera y giros narrativos

Diario El Sur

En un motel barato se reúnen Romina, una joven prostituta con alguna inquietud por la escritura, y Antonio, un obrero que se enfrenta como mejor puede a la soledad y la falta de medios. Entre ambos hay una relación indefinida, sostenida desde hace tiempo, pero siempre mediada por su carácter comercial. A través del relato, se van develando las estructuras de poder que limitan a la pareja, presa de un sistema que los oprime y los empuja a contar sus historias, miedos y reflexiones en torno a una sociedad violenta, que impone roles imposibles de alterar, que secuestra los destinos de los personajes. Enclaustrados en el cuarto, y también en los roles impuestos, la obra muestra hasta qué punto podemos llegar a desarrollar una suerte de síndrome de Estocolmo, un vínculo con lo que nos mantiene prisioneros. Con una puesta en escena minimalista, la Compañía Teatrhoy, con sede en Concepción, invita a encerrarse con los protagonistas en un espacio distópico, pero con evidentes conexiones con la realidad actual.

| Multimedia

Dirección

Valentina Durán

Actriz, licenciada en actuación y diplomada en Pedagogía Teatral. Es integrante de la Compañía Teatrhoy, creada en 2005, de la que es cofundadora. Ha participado en más de 20 montajes de diversas compañías como actriz, directora y/o dramaturga. Ha dirigido las obras "La Chilena" (Creación colectiva Teatrhoy 2012), Comedia que no acaba (Max Aub, en colaboración con el Colectivo internacional Nadieshda 2013), Mano a mano (Creación Colectiva Teatrhoy 2014) y Campo de Batalla. Las Ruinas de Estocolmo (Autoría propia, Teatrhoy 2018). Como gestora, es Productora General en el Festival Internacional de Teatro del Biobío, FTB.

Compañía Teatrhoy

Agrupación nacida en Concepción el año 2005 que ha mantenido un trabajo permanente en la región del Biobío, vinculándose constantemente con la escena artística penquista y destacando por obras de creación propia, con un marcado interés en los temas sociales y en una experimentación escénica que integra elementos transdisciplinarios. Fue fundada por Roxana Concha y Valentina Durán. Hasta la fecha, la compañía ha estrenado más de 10 montajes, entre ellos, La chilena (2013), Mano a mano (2014) y Montaña (2017).

Dramaturgia y dirección Valentina Durán | Elenco Patricia Michele, Carlos Gonzalez | Música Piera Marchesani | Mapping y escenografía Braulio Gatica | Iluminación Daniel Espinosa | Producción Orly Pradena | Producción audiovisual Claudio Rivera-Seguel | Vestuario Oriana Salgado | Diseño gráfico y fotografía Cristóbal Barrientos

  • Campo de batalla. Las ruinas de Estocolmo tiene de fondo una sociedad asfixiante, un sistema económico y social que oprime a los más vulnerables y desposeídos, pero a pesar de ser sus víctimas, tambien generan con él un vínculo del que no pueden escapar. "La obra surge en un momento social en el que se hace necesario reflexionar sobre el sistema en el que vivimos, cómo éste nos determina y cómo respondemos a roles y expectativas impuestas”, ha dicho Valentina Durán.
  • Teatrhoy es una de las compañías más destacadas de Concepción. Este montaje, por lo mismo, permite acceder a la creación teatral que ocurre fuera de Santiago y que escasas veces puede ser vista en la capital, donde está centralizado gran parte del quehacer artístico del país.
  • La obra es el resultado de un proceso dramatúrgico extenso, en el cual el guión fue madurando a partir de la reflexión de Durán, que explica así los grandes ejes de la historia: “La obra evidencia el grado de alienación de los personajes, que no cuentan con herramientas que les permitan cambiar su rumbo, y que sufren las consecuencias que trae el hecho de intentarlo (…). A través de dos personajes arquetípicos y reconocibles, la obra indaga en el porqué de sus conductas”.
  • Se trata de una propuesta minimalista que saca el máximo de provecho de sus recursos: actuación, texto, música, mapping e iluminación construyen una atmósfera sutil en la que se va develando la historia de los personajes y sus justificaciones psicológicas, en un realismo a la vez poético y crudo.

«Es la cama, ese “campo de batalla”, el leitmotiv que vuelve y se hace presencia en este montaje bien contenido en la dirección de Valentina Durán»

Diario El Sur

«En la pieza de un motel barato se reúnen Romina y Antonio. La situación los llevará a develar sus más íntimos secretos, dejando al descubierto sus carencias, defensas sobre el amor, poder, dinero, sexo y más»

Diario Concepción

Los personajes de la obra, por más arquetípicos que se muestren en escena, desgarran y se desgarran (…) Un montaje de intensa atmósfera y giros narrativos

Diario El Sur

«Es la cama, ese “campo de batalla”, el leitmotiv que vuelve y se hace presencia en este montaje bien contenido en la dirección de Valentina Durán»

Diario El Sur

«En la pieza de un motel barato se reúnen Romina y Antonio. La situación los llevará a develar sus más íntimos secretos, dejando al descubierto sus carencias, defensas sobre el amor, poder, dinero, sexo y más»

Diario Concepción

| Colaboran